https://youtu.be/OImSqQtCokA
Puedes saltarte el anuncio en 5s

El sonido de la libertad (1/2)

Por favor inicia sesión o registrate para dar like.
Video

200 años de música, de libertad, esperanza y protesta: este reportaje de dos partes cuenta la historia de canciones que se convirtieron en melodías emblemáticas, desde “La marsellesa” pasando por “Bella Ciao” y “I Will Survive”.

¿Qué tiene que ver la popular canción alemana “Los pensamientos son libres” con la “oración punk” de la banda rusa Pussy Riot? ¿En qué tradiciones se basa el movimiento Free Nelson Mandela o el pop feminista de Beyoncé?
La música conmueve a las personas. Motiva y reconforta. Desde la Revolución Francesa, la agitación social y las canciones políticas han estado estrechamente vinculadas. La superestrella Beyoncé es un ejemplo actual de que la música pop exitosa puede ser política. Utiliza su fama para llamar la atención sobre la discriminación contra las personas negras en los Estados Unidos y para luchar por la igualdad de derechos de las mujeres. De esta manera, la cantante forma parte de una larga tradición de sonidos que cambiaron al mundo, el “Sonido de la Libertad”: desde la “Marsellesa” pasando por Billie Holidays con “Strange Fruit” hasta “Las chicas solo quieren divertirse” y “Vientos de cambio” . La “Marsellesa”, por ejemplo, sigue siendo el símbolo de la libertad, la igualdad y la fraternidad. Durante la Revolución Francesa convocó al pueblo a las armas y acompañó a las tropas en su marcha. Hoy se discute si se deberían cambiar los estrofas particularmente sangrientas y violentas. Con la canción “Marcha de las mujeres”, las mujeres inglesas lucharon por el sufragio femenino. “Vientos de cambio” de Scorpions se convirtió en el himno de la caída del Muro de Berlín en1989. Pocas canciones plasman de tal forma las emociones que desató el final de la Guerra Fría. Con muchas estrellas y testigos contemporáneos, “El sonido de la libertad” habla del poder revolucionario de la música.

Reacciones

A nadie le gustó?

Deja un comentario